• antoniaportalo

La sombra del olvido

- Yaiza, necesito hablar contigo, quédate, por favor unos minutos.

La niña no entendía qué pasaba. Cuando sonó el timbre y todos los alumnos salieron al patio, ella se acercó a la profesora para preguntarle qué era lo que quería.


— No temas — la tranquilizó — solo quiero preguntarte por esa muñeca, la que dibujaste, ¿recuerdas?, la de porcelana antigua.


— No la copié de nadie, era de mi imaginación — dijo la niña.


—Tranquila, no es para evaluarte, necesito saber dónde la viste, ¡por favor recuérdalo, es importante!


Yaiza levantó la mirada y aunque no entendía aquel repentino interés por parte de la profesora, comenzó a contarle una historia:


— Esa muñeca esta en mi casa, es de mi abuela. Ella me la regaló cuando apenas era un bebé. Es mi favorita.


—¿Murió tu abuela?, lo siento de veras — dijo la profesora.


—No, no murió. Un día comenzó a olvidarse de todo, yo aún era muy pequeña, ya no me recordaba y eso me entristeció mucho. Continuó con mi hermano y conmigo durante un tiempo hasta que se la llevaron a la residencia y nos quedamos solos.


—¿Solos?, ¿y vuestros padres? — le preguntó de nuevo.


—Murieron hace años en un accidente. Nos criaron mis abuelos.


—Lo siento mucho Yaiza, insistió la profesora.


—El dibujo que hiciste es precioso. La muñeca debe ser impresionante, un gran regalo de tu abuela, consérvalo, ella te llevará a su lado siempre que quieras.


Esas palabras le salieron de forma inconsciente para consolar a la pobre niña.


Yaiza marchó hacia el patio a reunirse con sus amigos mientras ella se quedaba triste y pensativa.


Fragmento de La sombra del olvido.


Pintando Palabras

Portalo


Una pequeña novela llena de magia y fantasía.

Regala un libro esta Navidad.


https://www.amazon.es/dp/1698911467






51 vistas

© 2019 por Antonia Portalo Sánchez

  • Facebook Clean
  • Blanco Icono LinkedIn
  • YouTube - círculo blanco
  • Blanco Icono de Instagram